La anemia

Costa Rica
Febrero 2001

Los tejidos del organismo, requieren un aporte continuo de oxigeno, nutrientes y electrolitos para su funcionamiento normal.En las anemias se presentan valores de glóbulos rojos o de hemoglobina inferiores a los normales.

Los glóbulos rojos son el principal componente celular de la sangre, y también se llaman eritrocitos o hematíes. Contienen hemoglobina, una proteína que transporta el oxígeno desde los pulmones al resto del organismo.

En la anemia se reduce el número de glóbulos rojos o de hemoglobina en ellos. Esto hace que la sangre no transporte suficiente oxígeno, provocando fatiga, debilidad, incapacidad para realizar ejercicios o dolor de cabeza leve.

¿Cómo se detecta la anemia?

Debe realizarse un examen de sangre que determina el porcentaje de glóbulos rojos. La evaluación de laboratorio permite determinar el grado de anemia y aporta datos que ayudan a diagnosticar la causa.

¿Qué causa la anemia?

La hemorragia es una de las principales causas de la anemia. La anemia puede ser intensa cuando se pierde sangre súbitamente como en accidentes, intervenciones quirúrgicas o en el parto.

Son más frecuentes las anemias que se producen como consecuencia de hemorragias crónicas,

Por ejemplo:

El tratamiento depende de la intensidad de la anemia. Cuando es súbita, es necesario detener la hemorragia y realizar una transfusión de glóbulos rojos. Si la pérdida se ha dado lentamente y es una anemia menos grave, el cuerpo puede producir suficientes glóbulos rojos, pero la mayoría de las personas requiere suplementos de hierro.


Anemia por falta de hierro

La falta de hierro es la deficiencia nutricional más frecuente en el mundo. El organismo tiene la potestad de reciclar el hierro, pero le es difícil cuando se pierde sangre muy rápidamente.

Las reservas de hierro del organismo son pequeñas; los faltantes deben ser reemplazados por suplementos. Muchos alimentos contienen hierro, pero la mejor fuente es la carne.

Si las reservas de hierro se agotan, se desarrolla anemia ferropénica con síntomas de anemia crónica y grave: palidez, uñas con forma de cuchara, pica (deseos de comer pintura, polvo) o pagofagia (deseo de ingerir hielo), inflamación de la lengua, debilidad y alteraciones en la conducta cognoscitiva.

Una vez diagnosticada y corregida la causa del déficit, deben darse altas dosis de hierro.

El tratamiento farmacológico administra hierro una vez al día durante varias semanas, hasta que el número de glóbulos rojos y las reservas de hierro vuelvan a valores normales.

Las características de la anemia

Tratamiento

Hay muchos tipos de anemias, y cada uno requiere de un diagnóstico certero para aplicar la mejor terapia. En el tratamiento de las anemias es necesario establecer qué tipo de anemia se padece. Una anemia sin el tratamiento adecuado o sin tratar, puede tener consecuencias hasta mortales.



Regresar a los temas